Descubre qué ver en Cieza. Municipio que da la bienvenida a la Región de Murcia desde el norte. Visitar Cieza es adentrarse en la tierra del melocotón, el mejor melocotón del mundo; es descubrir el paraíso que dibuja en sus campos La Floración de Cieza; es perderse en parajes escarpados que parecen más propios de otras latitudes, como el cañón de Almadenes.

El turismo de la Región de Murcia tiene un referente en la Vega Alta del Segura en Cieza, que ha sabido explotar sus bondades paisajísticas y el potencial de su agricultura como valores turísticos de gran atractivo para los visitantes.

ESPACIOS NATURALES

Río Segura

El Segura es un río vivo pero a la vez tranquilo, de aguas limpias, perfecto para realizar un descenso en barcas de rafting y disfrutar de la naturaleza y de la riqueza paisajística de Cieza desde un punto de vista que no es posible de otra forma. Una actividad para todas las edades, apto para todo tipo de público, que se puede hacer con la familia o los amigos acudiendo a varias empresas que se dedican a organizar actividades de aventura y tiempo libre en la localidad.

Acequia de la Andelma

La acequia de La Andelma es un canal de riego tradicional que data de la época islámica que en un buen tramo se conserva en un buen tramo en su estado original.

Construida en la época andalusí al tiempo que empezó a excavarse todo el sistema de acequias romanas (El Horno, Los Charcos y Don Gonzalo), es un claro ejemplo de cómo se regaba la huerta en aquella época, de ahí su valor histórico: Su construcción posibilitó el asentamiento de miles de personas en la ciudad árabe de Siyasa a partir del siglo X, y da ahí, al nacimiento de la ciudad de Cieza.

Está ubicada en la Zona de Especial protección SIerra de La Atalaya y El Menjú, y se puede visitar un rincón idílico que forma la acequia detrás del Molino de Teodoro. Recientemente se ha solicitado su declaración como Bien de Interés Cultural.

Paseo Ribereño

Hacer el recorrido por el Paseo Ribereño de Cieza, desde el puente de Hierro hasta el puente del Argaz, de 1,5 Km,  se convierte en una experiencia para los sentidos: el río Segura, la huerta de Cieza, el Casco Antiguo, la Atalaya… es un marco incomparable, que nos brinda experiencias distintas  en cada estación del año. La primavera pinta los huertos de colores, el verano lo llena de luz, el Otoño lo pinta de ocre y el invierno nos invita al paseo disfrutando del aire limpio del río y La Atalaya.

Cañón de Almadenes

La naturaleza se muestra caprichosa en este rincón del municipio ciezano, las condiciones climáticas, litológicas y tectónicas han dado lugar a modelados y fenómenos naturales característicos de la zona. en su majestuosidad , destacan de las numerosas cuevas, simas y abrigos rocosos abiertos en las paredes del cañón y la presencia de fuentes de agua, entre las que destaca la Fuente del Gorgotón, un manantial de aguas templadas único en la Región de Murcia.

El Cañón de los Almadenes ha estado habitado desde el Paleolítico, las cuevas y abrigos rocosos de sus escarpes fueron el lugar elegido por pobladores prehistóricos para refugiarse, atraídos por la riqueza de recursos naturales de un área recorrida por el río Segura, donde las tierras son fértiles para el aprovechamiento agrícola, existiendo salinas y canteras explotadas desde tiempo inmemorial.

La riqueza natural del Cañón de los Almadenes le ha valido ser propuesto como reserva natural y como Lugar de Importancia Comunitaria (L.I.C.) , además de  formar parte de una Zona de Especial Protección para las Aves (Z.E.P.A.), estando incluido dentro de la Red Natura 2000, una gran red de espacios naturales a escala europea.

Cueva Sima de la Serreta

La Cueva-Sima de La Serreta es uno de los enclaves más populares y uno de los principales atractivos turísticos con los que cuenta el municipio, y está ubicado en pleno Cañón de los Almadenes. Declarado Bien de Interés Cultural por la Ley de Patrimonio Histórico Español, y Patrimonio de la Humanidad por la UNESCI en 1998,  atesora un legado de pinturas rupestres esquemáticas de incalculable valor.

Una joya del arte rupestre, en cuya cavidad aparecen 50 figuras, repartidas en dos paneles y pertenecientes en su totalidad al Arte Rupestre Esquemático, que incluye en este caso algunas figuras del estilo seminaturalista.

Salir al balcón colgado de una de las paredes del Cañón de Almadenes es una experiencia inolvidable.

MUSEOS

Museo del Esparto

El Esparto es parte de la historia de Cieza. A principios del siglo XX, la localidad reconvirtió en parte su economía enfocándose hacia la industria del esparto y marcó a varias generaciones ya que empleó a más de la mitad de la población, llegándose a convertir en su seña de identidad, no en vano llegó a ser el primer centro manufacturero de España en la producción de hilatura y cordelería. Rara es la familia ciezana que no cuenta con un abuelo que fue “meneaor” , “hilaor” , “espartero” ,“picaor de esparto” o rastrillaor”, labores todas ellas ligadas a este noble y sufrido oficio.

En el Museo del Esparto puede verse algo más que objetos, artilugios y aperos. Es una forma de revivir la antigua actividad espartera de forma directa contada por sus propios protagonistas: El arranque en el monte y su secado en las “tendías”, el cocido en las balsas, el picao en los mazos, el rastrillado, sus herramientas, útiles y maquinaria para extraer la fibra y a partir de ella fabricar diversas clases de cordeles mediante el hilado del esparto con rueda o motores; así como los distintos trenzados manuales (capachos, lías, pleitas) que permitían la elaboración de una rica variedad de enseres de esparto.

El museo es el resultado de la iniciativa popular, coordinada por el Club Atalaya-Ateneo de la Villa de Cieza, con la contribución de vecinos que han cedido desinteresadamente enseres e instrumentos, y la colaboración del Ayuntamiento de la ciudad.

Museo Medina Siyasa

Inaugurado en 1999, recopila todo el material existente en su día en los antiguos museos de San Bartolomé y Municipal de Arqueología. Conserva objetos y restos arqueológicos desde el Paleolítico hasta fechas recientes.

La época andalusí tiene un espacio destacadísimo, gracias al rico patrimonio recogido en el poblado de Medina Siyasa, siendo el principal atractivo una reproducción a escala real de las viviendas 6 y 10 de Siyasa.

Por debajo del nivel que da entrada, se conserva la maquinaria de la vieja almazara de los Mateos, escudos del siglo XVIII y objetos relacionados con la etnografía de Cieza en los últimos 300 años.

El Museo cuenta con una colección en fondos y exposición de más de 90.000 objetos, relacionados con la arqueología, el arte, la ciencia y la etnografía.

Museo Molino de Teodoro

El Museo Molino de Teodoro está ubicado en un viejo molino harinero que data del año 1507, y que fue rehabilitado por el Ayuntamiento entre 1998 y 1999 para darle un uso didáctico y etnológico. Toma su nombre de quien fué su último último dueño que se hizo cargo del mismo en los primeros años del siglo XX.

Está situado en un lugar privilegiado de la vega de cieza, junto al Paseo Ribereño que circunda la población en el margen derecho del río Segura.

En su interior alberga una interesante colección de maquinaria y utensilios empleados en los molinos de la época para acometer los procesos de limpieza, molienda, y cernido del trigo que permiten obtener la sémola y el salvado para fabricar la harina.

En el semisótano se encuentra el acueducto o cárcabo de planta rectangular, dividido en dos nichos por un muro corrido.

Casa Museo de la Semana Santa de Cieza

Edificada en 1970, alberga en su interior una parte importante del patrimonio de las Cofradías de la Semana Santa de Cieza: imágenes, tronos, estandartes, faroles, báculos, vestuario, etc. Museo Semana Santa CiezaLa planta inferior está dedicada íntegramente a los pasos que desfilan en las procesiones. En la planta superior se distribuyen las dependencias de las distintas cofradías y de la propia Junta de Hermandades, así como la Sala de Juntas y Exposiciones, en la que pueden contemplarse enseres y documentación gráfica y escrita de carácter histórico, referente todo ello a la Semana Santa Ciezana.

En estos momentos está siendo remodelado, y albergará muchas más obras de arte que componen el riquísimo patrimonio de la Semana Santa de Cieza, declarada de Interés Turístico Nacional en el año 2011.

Centro de Interpretación del Folklore

Construido en octubre del 2014, consta de tres plantas y sótano asentadas sobre una superficie de 1.000 metros cuadrados, siendo, además de museo etnológico, sede de la Escuela Municipal y Museo de Folclore.

En su reconstrucción se recuperaron los elementos ornamentales de la fachada de la antigua escuela municipal de música, como la rejería, los rosetones de las ventanas y la balconada corrida de la primera planta.

Las manifestaciones folklóricas tradicionales (música, canto, danza y vestuario) constituyen el hilo conductor de la primera sala ubicada en la plant baja, mientras que la sala interior, más espaciosa, queda destinada a la representación de las costumbre rurales, oficios perdidos y vida tradicional en la huerta, a través de la recreación de una vivienda tradicional, con enseres y mobiliarios originales, así como la representación de viejos oficios que antaño formaban parte del día a día en la vida de los huertanos murcianos de los siglos XVIII y XIX.

La primera planta , además de una sala de ensayo, alberga el Centro Nacional de Documentación de la Federación de Asociaciones de Coros y Danzas de España, así como la Escuela Municipal de Folclore.

ARTE URBANO

Monumento a la Madre

Obra del maestro de las artes Juan Solano García (1923-2005), está dedicado a todas las madres. Es una escultura de magnífica talla realizada en 1975, y donada por su autor al pueblo de Cieza, fue fundida en bronce y colocada en su actual emplazamiento en el año 2006. Consta de la figura de una mujer con sus dos hijos, que en la manera de caminar expresa la seguridad y gallardía de una madre, y el amor que tiene por los que le rodea, especialmente por sus hijos.

Una obra tremendamente emotiva y que demuestra el gran corazón que tenía su autor y, no en vano, demuestra el amor que profesaba a su propia madre.

Monumento a la Agricultura

Antes y después cronológicamente que el esparto, la agricultura ha sido el sustento de las familias ciezanas, que han vivido del cultivo de productos de regadío, por esa razón Cieza quiso dedicarle un espacio preferente y contar con un monumento dedicado, como homenaje merecido a una tradición que los ciezanos llevan dentro.

Obra del escultor Salvador Susarte, el conjunto escultórico fue colocado en el lugar donde hoy lo podemos contemplar, en el año 2006. Consta de una figura alegórica de la que emana agua.

Homenaje a Cayetano Toledo Puche

La Plaza de las Cortes Españolas de la localidad de Cieza se encuentra situada en el cruce entre la Avenida de Gran Vía Juan Carlos I, antigua carretera de paso entres Murcia y Madrid, y el Paseo de Cieza junto con la Avenida de Italia.

Esta plaza dispone de un monumento a modo de rotonda dedicado por el escultor Salvador Susarte al poeta y pintor Cayetano Toledo Puche, que fué colocado en 2009, y que simula la figura de dos mujeres unidas por la espalda que representan la doble faceta del artista, como pintor y como maestro, donde la perspectiva juega una papel fundamental, ya que , según desde donde se mire, las figuras parecen girar sobre sí mismas.

Un Paseo con Arte

El Paseo de Cieza se ha convertido en un lugar para disfrutar del arte gracias a los murales cerámicos de Pepe Lucas, un artista local con fama internacional que supo darle vida propia a una de las zonas más transitadas de la ciudad.

La obra se compone de murales de cerámica insertadas en el suelo y columnas diseñadas con el mismo material a lo largo de todo el paseo.

En este conjunto artístico, se rinde un homenaje en cada columna a personajes ilustres de diferentes épocas,  acompañados de versos de otros tantos poetas de gran renombre.

Entre los artistas homenajeados encontramos a Miguel Ángel, Charles Chaplin, Kafka, Tiépolo, Góngora o Tiziano entre muchos otros y entre las poesías elegidas encontramos referencias de Bécquer, Jorge Guillén, Unamuno, Alberti o Espronceda.

ESPACIOS ABIERTOS

Parque Príncipe de Asturias

En la entrada Cieza Centro, nos recibe el mayor parque de Cieza, el Parque Príncipe de Asturias. En este amplio espacio, de más de 10.000 metros cuadrados, nos encontramos variedad de árboles y arbustos, y dispone de pequeños caminos de tierra con puentes sobre riachuelos artificiales y amplias zonas de recreo y juegos infantiles. Un punto de reunión y ocio, un reducto de lo que fué la huerta que se quiso conservar ante la inevitable  expansión urbana de Cieza.

Plaza de España

Uno de los puntos neurálgicos que sirve de lugar de reunión para los ciezanos es la Plaza de España. Situado en un lugar céntrico, a escasos 100 metros del paseo encontramos esta espacio abierto, con terrazas y parques para niños.

La Plaza de España es transitado a diario, pues en su edificio principal se ubica el Mercado de Abastos. Un obelisco ocupa su parte central de la Plaza hace de ella un espacio prácticamente diáfano, por lo que suele ser el recinto escogido para diversas celebraciones populares.

Además, los primeros domingos de cada mes, se puede disfrutar del tradicional Mercadillo de los Frailes, una feria de artesanía con la que la Plaza cobra si cabe más vida.

Balcón del Muro

Protegiendo Cieza, marcando su entrada desde la carretera de Mula, nos recibe el Balcón del Muro, compuesto por la actual muralla que data de 1989 que fue construida sobre la antigua fortaleza del siglo XV, mandada construir por la Orden de Santiago, de la que se conserva hoy en día  la Casa de la Encomienda y la Ermita de San Bartolomé.

Este lugar fue testigo del más significativo episodio histórico de Cieza,  la sangrienta incursión sobre Cieza protagonizada por Abu-l-Hassan y sus tropas granadinas el 6 de abril de 1477. De ese hecho, durante el que se saqueó la Villa y se hizo cautivos a sus vecinos, surgió el lema del escudo de la localidad “Por pasar la Puente nos dieron la muerte”, hechos que se rememoran todos los años en las fiestas de Escudo.

Desde aquí se puede contemplar preciosas vistas de la vega y el río Segura, y no puede dejar de verse una puesta de Sol que cada día dibuja, junto a la huerta y la Atalaya de Cieza, un cuadro impresionante.

MONUMENTOS

Ayuntamiento de Cieza

Situado en la Plaza Mayor, justo al lado de la Basílica de la Asunción, en pleno casco antiguo. De estilo ecléctico la Casa Consistorial fue diseñada en el siglo XIX por el arquitecto Justo Millán y terminada en el siglo en 1920.

Se trata de un edificio de dos alturas en el que cabe destacar su fachada repleta de ventanales, con pintura en colores ocres y blancos y un escudo perteneciente a otra construcción llamada el Posito de Trigo que tras su demolición fue trasladado para incorporarse a dicha fachada.

El edificio es la sede oficial y administrativa del consistorio, en el que se cuenta con diferentes dependencias destinadas a las juntas municipales y plenos, que están decoradas con elementos tradicionales en madera, mármol y cuadros de pintores destacados.

Ermita del Santo Cristo del Consuelo

Es lugar considerado por los ciezanos. Si pregunta a cualquiera qué salvaría de Cieza en caso de catástrofe, seguramente la mayoría coincidiría que sería el Santísimo Cristo del Consuelo y su ermita.

El edificio es de estilo neogótico-mudéjar ; construido a finales del s.XIX, se yergue sobre la primitiva ermita del Buen Suceso, y domina un precioso paraje de la huerta y el río. la última restauración , que le dió el esplendor con el que luce actualmente, se hizo en 1994 gracias a las aportaciones de buena parte del pueblo de Cieza.

El templo de caracteres neogóticos se definirá en una sola nave con pequeñas capillas entre los contrafuertes, elevándose en el interior esbeltos arcos perpiaños alancetados de carácter decorativo, quedando la portada custodiada por sendas torres.

En cuanto a la imagen que alberga, es el co-patrón de Cieza, junto a San Bartolomé, y tiene su origen en 1602. Según la tradición, la imagen iba destinada a un pueblo indeterminado de la Mancha pero se quedó en Cieza por obstinarse las bestias que lo transportaban en no continuar el camino. En 1612, fué construida la Ermita que lo albergaría.

Tras ser destruido en plena guerra civil,  fué sustituido por el que actualmente preside el Altar mayor de la Ermita, tras ser traído desde Caravaca en 1940.

Las vistas del río Segura, La Atalaya y la huerta  son espectaculares desde su explanada.

Parroquia de San José Obrero

Esta parroquia de construcción moderna destaca exteriormente sobre todo por su campanario con el reloj al que se puede acceder a través de su torre hasta llegar a una pequeña terraza de 6 caras, desde donde las vistas de la huerta de Cieza y la Atalaya al fondo son espectaculares.

Ermita de San Bartolomé

La Ermita de San Bartolomé siempre ha tenido mucha relevancia en la localidad de Cieza, no en vano alberga la capilla dedicada al patrón de la localidad, cuya figura mantiene en su planta baja.

A finales del 1400 la Ermita de San Bartolomé servía como Torre del Homenaje, formando parte de la antigua fortaleza que nos defendía de los ataque árabes, y que  pertenecía  a la Orden de Santiago en defensa contra los ataques árabes.

Se cuenta que durante la invasión acontecida en 1477, una mujer que no podía hablar entró en La Ermita y consiguió alertar a sus vecinos al grito de “Moros vienen”, y aunque aunque no pudieron detener la invasión, fué el origen del lema de la ciudad “Por pasar la puente, nos dieron la muerte”  y nació la leyenda de “La Muda”.

La Ermita de San Bartolomé es símbolo viviente de la resistencia de los ciezanos en épocas pasadas y mantienen con orgullo sus tradiciones año a año conmemorando tales acontecimientos y pasando sus historias de unas generaciones a otras.

Iglesia Basílica de la Asunción

La Basílica de Nuestra Señora de la Asunción fue construida en 1703 sobre la antigua iglesia dedicada a la Virgen.

La iglesia de la Asunción se construiría en 1703 sobre el antiguo templo dedicado a Santa María, con fachada principal de estilo barroco. En la fachada del lateral izquierdo, llamada de San Pedro, se conserva la fecha de construcción en la parte superior de la misma. La puerta de la derecha está dedicada a Santa María….es un amplio edificio de tres naves con capillas que conservan los elementos acuñados por el Renacimiento.

En la segunda mitad del siglo XIX la iglesia sufriría un incendio que obligó a remodelaciones que incorporaron elementos del neorrománico en el templo, tales como la construcción de un nuevo campanario en el año 1873, obra de José Marín Baldo que aprovecharía la base barroca anterior. Dicho campanario posee un reloj orientado hacia la Plaza Mayor, centro neurálgico de la villa donde se encuentra el Ayuntamiento.

La Basílica de la Asunción es una buena muestra de la construcciones religiosas de la época y posiblemente la más relevante de la ciudad.

Iglesia de Santa Clara

Es una construcción que se sale de lo convencional, siendo un conjunto realmente llamativo, donde destaca su colorido, sus elementos metálicos en la fachada (obra de Pepe Lucas) y su original torre del campanario.

Diseñada por Francisco Jiménez, fue motivo motivo de discrepancias entre los ciezanos desde el momento de su construcción, sobre todo entre los fieles, que la veía algo más que atrevida, considerando el uso religioso aparejado al edificio.

Originales vidrieras de grandes dimensiones creadas por los artistas Paulina Real, Manuel O. Leyra, Ana Almela, José Manuel Fernández Melero y Manolo Belzunce, y campanas para las torres de Santa Clara y Madre Teresa de Calcuta, que han sido diseñadas por Salvador Susarte hacen de la Iglesia de Santa Clara un conjunto arquitectónico singular del que hay que dejar reflejo gráfico.

El Castillo de Cieza

De difícil acceso y prácticamente en ruinas, sus pocos muros que todavía se sostiene en pié no dejan adivinar su estructura original.

Los restos de la fortaleza de Cieza responden a un tipo de fortificación islámica muy característico, dispuesta así para proteger la antigua  Siyâsa.

En la actualidad, de la alcazaba ciezana se conservan visibles un torreón de planta cuadrada y un lienzo que parte de uno de sus flancos. Sin embargo, junto al excepcional yacimiento de la urbe musulmana, constituyen un conjunto monumental muy importante en el contexto arqueológico de la Región de Murcia, que se encuentra declarado Bien de Interés Cultural desde 1985.

Se sitúa casi 600 metros sobre el nivel del mar, ejerciendo así un pleno control no solo sobre sobre el cauce fluvial, sino también sobre diversos caminos y cañadas que se extienden por las orillas del río.

Despoblado Islámico Medina Siyâsa

Las huellas que dejaron los musulmanes en Cieza tienen su máximo exponente en el Cerro de La Atalaya, donde se levanta uno de los lugares más emblemáticos y significativos de la cultura andalusí: el despoblado islámico de Medina Siyâsa. Éste fue uno de los emplazamientos más significativos del Islam Occidental desde el s. XI al XIII y una de las referencias más importantes en la actualidad para conocer cómo era la vida cotidiana de Al-Ándalus.

Esta visita es el complemento perfecto al museo de Medina Siyâsa, donde destacan sendas reproducciones a escala real de dos de sus viviendas. Patrimonio histórico de Cieza.

Convento de San Joaquín y San Pascual

Uno de los puntos de interés dentro del conjunto histórico monumental de la ciudad de Cieza es el Convento de San Joaquín y San Pascual. Se encuentra situado en pleno centro,en la denominada Esquina del Convento.

Este convento construido entre los siglos XVII-XVIII por orden de los frailes franciscanos surgió de la rivalidad existente entre bandos en otros tiempos, pasando por diferentes etapas hasta nuestros días.

Desde refugio para ancianos y desvalidos, pasando por cuartel de la guardia civil en el siglo XIX a colegio público y hospital durante la Guerra Civil, ha pasado por numerosas reformas para habilitar las dependencias con arreglo a las funciones del momento.

En la actualidad alberga la Biblioteca Padre Salmerón ocupando parte de las estancias donde, a parte de la lectura, se organizan eventos y concursos de interés público para los habitantes de Cieza.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
X